viernes, 24 de febrero de 2012

elizabeth short

Elizabeth Short (29 de julio de 1924 - 15 de enero de 1947) fue una mujer estadounidense que fue víctima de un horrible y muy publicitadoasesinato. Apodada como La Dalia Negra, Short fue encontrada severamente mutilada y su cuerpo descuartizado, el 15 de enero de 1947 en Leimert Park (Los ÁngelesCalifornia). El asesinato, que sigue sin resolverse, ha sido fuente de especulación generalizada, así como origen de varios libros y adaptaciones de películas.
muerte
El cuerpo de Elizabeth Short fue encontrado en el distrito de Leimert Park de Los Ángeles el 15 de enero de 1947. Sus restos habían sido dejados en unterreno baldío al lado oeste del sur de Norton Avenue entre la calle Coliseum y la calle West 39th. El cuerpo fue descubierto por una residente local llamada Betty Bersinger, que estaba caminando con su hija de tres años.1 Su cuerpo severamente mutilado había sido cortado en la cintura y drenado de sangre,2 y su rostro estaba cortado desde la comisura de los labios hacia las orejas, llamada la Sonrisa de Glasgow. El cuerpo había sido lavado y limpiado y la habían colocado con sus manos sobre su cabeza y sus codos doblados en ángulo recto. Le fueron arrancados el bazo, el corazón y los intestinos.
La autopsia indicó que Short medía 1.65 metros, pesaba 52 kilogramos y tenía ojos azules, cabello marrón y dientes cariados. Habían marcas en sus tobillos y muñecas hechos por una cuerda. Había evidencia de que había sido obligada a comer excremento. Aunque el cráneo no estaba fracturado, Short tenía moretones en la parte frontal y derecha de su cuero cabelludo con una pequeña cantidad de sangre en el espacio subaracnoideo en el lado derecho, consistentes a los golpes en la cabeza. La causa de la muerte fue la pérdida de sangre de las laceraciones del rostro combinado con el shock de una conmoción cerebral.
El 23 de enero de 1947, el asesino llamó al editor del periódico Los Angeles Examiner, expresando su preocupación porque no estaban siguiendo de cerca la noticia del asesinato. Entonces ofreció enviar elementos pertenecientes a Short al editor. Al día siguiente llegó un paquete al periódico que contenía el certificado de nacimiento de Short, tarjetas, fotografías, nombres escritos en pedazos de papel y una libreta de direcciones con el nombre Mark Hansen en la tapa. Hansen, la última persona conocida que vio a Short con vida (el 9 de enero) se convirtió en el primer sospechoso. El asesino luego escribió más cartas al periódico, llamándose a sí mismo "el Vengador de Black Dahlia". El 25 de enero, una bolsa y un zapato de Short fueron encontrados en un cubo de basura a corta distancia de Norton Avenue. Debido a la notoriedad del caso, más de 50 hombres y mujeres confesaron el asesinato y la policía se saturó con información cada vez que un periódico anunciaba el caso o un lanzamiento de libro o película. El sargento St. John, un detective que trabajó en el caso hasta su jubilación dijo: "Es asombroso cómo muchas personas señalan a un pariente como el asesino."
Gerry Ramlow, un reportero de Los Angeles Daily News dijo, "Si el asesinato nunca se resolvió se debió a los reporteros... Estaban en él, pisoteando pruebas, reteniendo información". A la policía le llevó tiempo tomar control total de la investigación, y los reporteros recorrían libremente las oficinas de departamentos, se sentaban en sus escritorios, y respondían los teléfonos. Mucha información del público no fue pasada a la policía, ya que los periodistas se apresuraban a obtener las "primicias."
Los periódicos de William Randolph Hearst, Los Angeles Hearld-Express y Los Angeles Hearld-Examiner frivolizaron el caso: el traje negro a medida en el que Short se vio por última vez se transformó en "una falda apretada y una blusa escarpada" y Elizabeth Short se convirtió en "Black Dahlia", una "aventurera que merodeaba Hollywood Boulevard". Con el tiempo, la cobertura de los medios de comunicación se volvió más extravagante, con demandas en su estilo de vida que la "hizo una víctima de su estilo de vida", cuando de hecho aquellos que la conocían informaron que Short no fumaba, bebía o jugaba.
Short fue enterrada en el Cementerio Mountain View en Oakland, California. Después de que sus otras hermanas crecieron y se casaron, la madre de Short se mudó a Oakland para estar cerca de la tumba de su hija. Phoebe Short finalmente regresó a la Costa Este en la década de 1970 y vivió hasta la edad de 90 años.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada